Entrevista · 05/09/2017
"LA EDUCACIÓN PATRIMONIAL DEBERÍA SER ASIGNATURA EN LAS ESCUELAS"
Los Ríos: Simón Urbina, presidente de La Red de Educadores Patrimoniales de Los Ríos.
Simón Urbina tiene 34 años. Es encargado del Laboratorio de Arqueología de la Dirección Museológica de la Universidad Austral de Chile. Desde hace 6 años lidera la Red de Educadores Patrimoniales, donde junto a 66 socios realizan congresos, talleres y seminarios para la protección y difusión del patrimonio cultural regional. Esta agrupación la integran diferentes profesionales, educadores e instituciones educacionales interesadas en fomentar la valoración del patrimonio e identidad regional.
Por Francisca Pacheco

Colaboran:

¿Cuál es la situación del patrimonio en su región?

 

Nuestra región cuenta con un amplio patrimonio natural y cultural. Hace una década, procesos ligados al surgimiento de la Región de Los Ríos en 2007, plantearon la necesidad de catastrar el patrimonio cultural que existía en la zona. Por ello, en 2010 se llevó a cabo el primer “Diagnóstico del Patrimonio Cultural de la Región de Los Ríos” que relevó más de 1.300 bienes patrimoniales de distinta índole, lo que es sólo una muestra del total del patrimonio cultural existente en la región.

Por otro lado, los humedales de la región que incorporan gran diversidad de fauna y flora nativa, recursos arqueológicos y todo el ecosistema que involucran, son un tipo de patrimonio que está permanentemente en riesgo por pequeños rellenos para la instalación de viviendas, descarte masivo de basuras, hasta proyectos inmobiliarios o de infraestructura.


 

¿Cuáles son los mayores problemas que enfrenta el patrimonio?

Hay diversos problemas, pero tres me parecen de mayor relevancia. Primero, el aspecto formativo en universidades y colegios donde el patrimonio natural y cultural se ve relegado a discretas iniciativas de emprendedores que consiguen fondos concursables y no son parte de políticas regionales sistemáticas. La limitada presencia del Estado y la baja articulación de sus instituciones en la región, situación que concuerda con el excesivo centralismo del trabajo de los colegas del Consejo de Monumentos Nacionales a nivel central. Los gobiernos locales, por su parte, no cuentan con los profesionales que permitan anticipar situaciones de riesgo o amenazas sobre el patrimonio, menos con la capacidad de fomentar la instalación de instrumentos como “ordenanzas” que protejan el patrimonio urbano o los restos arqueológicos que subyacen en ciudades como Valdivia, cuya fundación ocurre en 1552 sobre un campo de Palín mapuche-huilliche y un caserío de rukas pre existente.

Por último, es un problema el bajo nivel de consulta de los servicios públicos y privados, tanto como la circulación de la información sobre ubicación y características de los bienes patrimoniales protegidos o declarados por ley y aquellos que no cuentan con protección o declaratoria. La información parece no circular apropiadamente entre las distintas oficinas y servicios públicos y el sector privado que ejecuta proyectos de intervención urbana o mejoras en la infraestructura regional, por lo cual muchas veces ocurren situaciones en que obras, como caminos, destruyen patrimonio arqueológico que ya ha sido catastrado.

¿Cuáles son los mayores logros con respecto al patrimonio?

La formación y articulación de redes de ciudadanos que se interesan y reúnen para fomentar la educación patrimonial o el trabajo de las instituciones que están encargadas de su preservación, estudio y difusión, principalmente la Red de Educadores Patrimoniales de la Región de Los Ríos, como a la Red de Museos y Centros Culturales de la Región de Los Ríos que funcionan de modo permanente. Lo más importante de ellos es que incorporan a socios e instituciones de toda la región. También destaco el compromiso del Consejo Nacional de La Cultura y Las Artes, así como de la Universidad Austral de Chile, quienes han potenciado la participación, facilitado sus dependencias para el desarrollo de seminarios, talleres, conferencias y congresos de educación patrimonial.

¿Qué sueñas para el patrimonio en la región?

Fortalecer el trabajo colaborativo de las redes en la región y fuera de ella, que podamos incidir en las políticas públicas en materia educacional y ambiental, influir en las acciones locales contingentes, como las que emprenden diariamente los socios de la Red de Educadores Patrimoniales de la Región de Los Ríos. Con ello me refiero a que la “Educación patrimonial” sea una materia y una asignatura en las escuelas de Chile, con pertenencia regional y local. También que a nivel local tengamos la capacidad de proteger y fomentar la investigación, la preservación y la difusión de nuestro patrimonio natural y cultural en acuerdo con la ciudadanía y las autoridades, que seamos capaces de participar continuamente en la formación de una ciudadanía educada patrimonialmente.